Periódico con noticias de última hora, multimedia, álbumes, ocio, sociedad, servicios, opinión, actualidad local, economía, política, deportes…

Rechazada la propuesta del PP de reducir el 10% del coeficiente de aplicación del IBI

Article   0 Comments
Line Spacing+- AFont Size+- Print This Article
Rechazada la propuesta del PP de reducir el 10% del coeficiente de aplicación del IBI

Moreno Moya aseguró que cerca de 8.000 familias podían beneficiarse con esta medida

Alrededor de 2 horas y media duraba la sesión plenaria ordinaria correspondiente al mes de marzo, que comenzaba en sus primeros puntos, tras la aprobación del contenido de las actas de la sesión anterior y el acuerdo del rescate de concesiones funerarias, ambas por unanimidad, con el primer debate de la jornada por la propuesta de reducción del 10% del coeficiente de la aplicación del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI), presentada por el grupo del Partido Popular y defendida por Juan A. Moreno Moya, que entraría en vigor en el próximo ejercicio, lo que significaría, según explicaba el edil, que una familia que pague un recibe medio de 300 euros, no lo viese incrementado en 30 más.

Así, aseguraba, que se amortiguaría la subida anual del impuesto y no significaría una disminución de ingresos, ya que la recaudación permanecería igual que para el actual ejercicio, discrepando de los informes de la intervención municipal, sobre un desfase del presupuesto municipal.

Moreno Moya, dando un toque de ironía a su disertación, afirmaba que como iba a significar un desfase a un presupuesto que todavía no estaba hecho, apoyando sus palabras al afirmar que cerca de 8.000 familias podrían beneficiarse de esta propuesta, y tener un recurso más para el crecimiento del municipio.

Ciudadanos pide más información
María Jesús López, como portavoz de Ciudadanos, en su primera intervención quiso recordar cuando su grupo voto en contra a la aprobación de los presupuestos generales en la sesión del 19 de noviembre pasado, argumentando por el equipo de gobierno socialista que era los únicos, dada la situación económica posibles, y preguntaba si la reducción de los impuestos no era una inyección para la economía de Hellín y el aumento del consumo, con la posibilidad de crear más puestos de trabajo y reducir el paro.

López, a continuación, pedía a los servicios de intervención municipales la información necesaria para saber que cantidad de dinero se transferiría a los bolsillos de los ciudadanos de Hellín y su efecto en la reacción económica, para saber lo que votar, por ello adelantaba la abstención de su grupo, por no votar en contra de un informe de intervención, pero eso si, esperando con la susodicha información para saber a que atenerse.

Por su parte Juan A. Andujar, también defendía el informe de los técnicos municipales, que dijo que tenían pleno conocimiento de la situación actual y que justificaba el incremento del impuesto sobre Bienes Inmuebles y no se podía llevar a cabo esa reducción para no provocar un desfase y se iría contra los intereses del Ayuntamiento de Hellín y de la ciudadanía.

Sin posibilidad de un desfase
Llegaba el segundo turno y Moreno Moya, volvía insistir en su argumento de la imposibilidad de un desfase en unos presupuestos no se han elaborado,”Esta propuesta es para el año 2017, no se puede hacer un desfase de algo que todavía no ha nacido, nosotros, respetando el informe de la Intervención municipal, no nos queda más remedio que cuestionar aspecto de los mismos, pues no existe concordancia entre los dos informes que se elaboraron sobre la misma cuestión, uno en diciembre de 2015 y otro en marzo 2016, que indican que sería necesario un estudio pormenorizado para saber los efectos”.

Moya recordaba que habían pasado cinco meses desde la presentación de estos informes y se preguntaba si en este tiempo no se había tenido tiempo de hacer ese informe.

Los ciudadanos los juzgarán
En su intervención, tras asegurar que lo ciudadanos juzgarían lo que estaba pasando en el salón de sesiones, señaló que se iba a votar una propuesta sin saber el impacto económico de la misma “creo que somos un Ayuntamiento más serio que eso y que el ciudadano espera, mucho más de nosotros”.

Después, tras acusar al equipo de gobierno del PSOE e IU de falta de voluntad política para poner en marcha esta medida, que supondría un alivio para el bolsillo de los hellineros y que además otorgarían un tiempo precioso para regularizar este impuesto en años venideros.

Terminaba pidiendo a los grupos políticos sentarse a negociar este y otros impuestos que afectasen a los ciudadanos y decirles que habían sido capaces de reunirse para trabajar en sus beneficios, adelantando sus abstención para no votar contra de un informe de un funcionario público.

La única respuesta llegaba por parte de Juan A. Andújar, que aseguraba que la intervención de Moreno Moya, era lo más parecido a una película surrealista, nombrando al directo José Luis Cuerda, dando incluso algún tipo de detalle.

Los siguientes momentos fueron un poco tensos cuando Moreno Moya quiso intervenir y el alcalde le cortó tajantemente, pidiendo el máximo respeto para los funcionarios por su trabajo, ya que, dijo, no se podía menoscabar y despreciar el trabajo que se estaba realizando.

Por último se realizaba la votación, por otro lado ya anunciada, que daba el voto en contra de la propuesta de PSOE e IU, y la abstención de PP y Ciudadanos.

La patata caliente del asunto Collados Alfaro
Los siguientes cuatro puntos, que hablaban de la cesión de una parcela municipal al Grupo Illinium de los Scouts de Castilla-La Mancha; el acuerdo de rescate urgente, tras previa indemnización, de los Cuarteles nº 38 y 68 del Cementerio Municipal, cedidos en su día a Vicente Garaulet Roca; la aprobación de la Cuenta de Recaudación Gestalba, agradeciendo el trabajo realizado; y la de Recogida de Residuos Urbanos 2015, fueron aprobados por unanimidad, sin apenas intervenciones, para llegar a otra de “las patatas calientes” de la sesión: la aprobación del convenio con la mercantil “Collados Alfaro SL”, para el abono de la cuenta definitiva de la deuda mantenida por el consistorio. Un tema que se llegaba arrastrando desde hacía muchos años cuando se inició la parcelación del Polígono Industrial “La Fuente”.

Así comenzaba este tema con la información de la funcionaria que señalaba que se había acordado un calendario de pagos, por su parte Javier Morcillo como concejal de Industria, tras asegurar que era un asunto prioritario para el equipo de gobierno, con el fin de darle una solución definitiva..

Así, explicaba, que en los Presupuestos del 2016 se había introducido una partida, de 300.000 euros para abonar la deuda que existía, que se elevaba a más de 800.000 euros, habiéndose acordado con el administrador concursal, un periodo de pagos para saldarla, elogiando la buena predisposición de la familia Collados Alfaro.

Pleno 30 de marzo / EFDH Pleno 30 de marzo / EFDH

Actuado conforme a la Ley y el Derecho
En este segundo turno de intervenciones si llegaba la de Moreno Moya, que tras felicitar a los servicios jurídicos del Ayuntamiento, pues , aseguró, la sentencia que propiciaba este convenio era fruto de un trabajo responsable, después de pasar por un galimatías importante, hoy existía una sentencia que dice que se había actuado conforme a la Ley y al Derecho.

El concejal del Partido Popular quiso recordar de una forma resumida todos los problemas que habían llevado consigo este asunto con mucha presión mediática y de aprovechamiento político, afirmando que el Ayuntamiento había actuado con mesura en aras al interés general, consiguiendo llegar a una sentencia con una repercusión económica infinitamente menor de la que había en su día, ya que la reclamación era de 1.600.000 euros.

Cinco millones de euros tragados
Moreno Moya, quiso seguir “metiendo el dedo en la llaga” cuando añadió que “por otro lado el polígono de La Fuente se ha tragado más de cinco millones en obras, pagados por los ciudadanos de Hellín a través de los presupuestos municipales, ahora se nos presenta este convenio donde el ciudadanos de Hellín va a tener que pagar otros 800.000 euros, en dinero”, aseguraba.

Más adelante, hablando del “largo y tortuoso expediente del Polígono de a Fuente” preguntaba como se iba a cobrar ese dinero que se le debe a los ciudadanos de Hellín por esas obras realizadas, pidiendo que al menos esos 800.000 euros se cobraran en dinero, y los restante, si alguna vez era posible en suelo.

El alcalde si quiso contestar a Moreno Moya, al asegurar que una cosa era el convenio con la nombrada familia y otro muy distinto la financiación del polígono, donde ya se estaba intentando cobrar la cuota de urbanización, o en dinero con conversaciones con los empresarios o esperar al embargo para recuperar el suelo, para poder ponerlas en ventas y recuperando así parte del dinero empleado, que al fin y al cabo serviría para crear puestos de trabajo en Hellín.

También intervino en este punto Javier Morcillo, que tras asegurar que estaba muy sorprendido, volvió a quejarse de la maniobra del edil del PP al mezclar ambos asuntos.

Familias arruinadas por el PSOE
Moreno Moya, en su siguiente intervención siguió insistiendo sobre el tema de la financiación del polígono, asegurando que se habían reunido con dos familias afectadas, que se habían arruinado por las gestiones realizadas por el PSOE, también aseguró que con el precio de 72 euros el metro cuadrado, estaba condenado al ostracismo, indicando que el alcalde y el responsable de la concejalía de Industria deberían buscar la mejor manera de rebajar este precio, pues así no se vendería una sola parcela como había ocurrido y sería muy difícil crear riqueza en esta comarca.

Tras la nueva intervención de Ramón García, mostrando su disconformidad, el punto se aprobaba por unanimidad.

Antes de llegar a las mociones, se aprobaba un informe bienal de la situación económica de la Educación en Hellín en el periodo 2013-2015, que presentaba Beatriz Jiménez.

Mociones

La primera, presentada por el Partido popular y defendida por Manuel Mínguez, iba dirigida en defensa de las diputaciones, cabildos y Consells insulares, ante la posibilidad de su desaparición. El concejal ensalzó la finalidad de estos organismos que lo que se debería de llevar a cabo es su reforzamiento y modernización.

Por su parte María Jesús López, adelantó su voto negativo, al creer que lo que era necesario era mayor atención a los Ayuntamiento, con el fin de evitar las diferencias entre unos y otros.

También se mostró en contra Javier Morcillo, que quiso mostrar su disconformidad con la viabilidad del Senado, a cuyos organismos acusó de poca trasparencia.

En su turno, el socialista Juan A. Andújar, mostró su apoyo al municipalismo, añadiendo que no era cuestión de semántica, sino en crear organismo que sirvan al ciudadano.

El debate lo cerraba el alcalde, Ramón García, que quiso romper una lanza en favor de las diputaciones, no en vano es el vicepresidente de la de Albacete, recordando que sino fuera por la provincial, este año el Ayuntamiento de Hellín no podría hacer ni una sola inversión pública, Asegurando que las creía necesarias y transparentes.

La moción salió adelante con los votos a favor del Partido Popular, la abstención del PSOE y los votos en contra de Ciudanos e IU-Ganemos.

La segunda moción presentada por PSOE, IU-Ganemos y Ciudadanos, que fue leída por el concejal Emilio Pinar, hablaba del preacuerdo suscrito por los jefes de Estado de la Unión Europea con Turquía, para devolver a este país a los refugiados, fue aprobada con la abstención del PP.

Ya en la última parte de esta sesión se daba cuenta del vencimiento del contrato del Servicio Municipal de Grúa, que habría que sacar a licitación y también de la sentencia dictada por la Sala de los Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha, sobre el asunto de la mercantil Collados-Alfaro, de la que ya se habían dado amplias noticias durante la sesión.

Ruegos y preguntas
El pleno se cerraba con el punto de ruegos y preguntas al que daba inicio con la intervención del edil de Ciudadanos, Mario Mora, que pedía el arreglo de las calles Artemio Precioso y Valencia y del jardín Martínez Parras.

Por su parte, Antonio Moreno volvió a insistir sobre el problema que surge cuando llueve en los semáforos de la Gran Vía y Cerdá Martí.

Juani Sorio quiso interesarse por la unidad de Hemodiálisis instalada en el Hospital Comarcal, mientras sus compañeros Amador Casado y Marta Pérez, mostraban su preocupación por la falta de limpieza en la ciudad, tras los días de Semana Santa, y la desaparición de las papeleras.

Moreno Moya, quiso saber porque operarios municipales trabajaban en la valla del aparcamiento de la calle Sol, y Manuel Mínguez preguntaba si el cambio de portavoz del grupo de IU-Ganemos debería haber pasado por la sesión plenaria antes de hacerse efectivo.

Article   0 Comments
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner

Hemeroteca